Cuando el periodismo se prostituye


El periodismo muere por defecto o por exceso: se desvirtúa y pierde su honesto nombre cuando toca los dos extremos. No hay auténtico periodismo cuando un señor o una señora que dice ejercerlo oculta o edulcora la realidad del país donde vive en defensa de un gobierno. Tampoco puede llamarse periodismo al sensacionalismo o amarillismo que se nutre de la sordidez y que no tiene empacho en tergiversar la verdad por hacer más dinero. Son dos ejemplos de la prostitución del oficio de periodista.

Del primero sabemos bien los que hemos vivido y los que todavía viven bajo regímenes dictatoriales. El segundo es, desafortunadamente, un mal de sociedades más abiertas, un inescrupuloso abuso de la libertad de prensa.

El tabloide británico News of the World, que está en el centro de un megaescándalo en el Reino Unido, es quizás el mejor exponente del desenfreno de la prensa amarilla.

En su afán por generar noticias, personas en la nómina del periódico intervinieron ilegalmente los teléfonos de personalidades de la política, el cine y el deporte. Llegaron incluso a espiar las conversaciones telefónicas de familiares de las víctimas de los atentados del 7 de julio de 2005 y de militares destacados en Afganistán.

Lo peor de todo fueron las escuchas de los mensajes grabados en el buzón de voz del celular de Milly Dowler, una adolescente de 13 años, asesinada en 2002. Algunos de ellos fueron borrados para permitir que se dejaran nuevos mensajes, lo que hizo creer a los padres de Milly que ella todavía estaba viva.

El asunto no es reciente. De hecho, dos de los involucrados en las escuchas telefónicas están en la cárcel desde 2007. Sin embargo, es ahora que se conoce la extensión del problema. Cuatro mil personas habrían sido espiadas, con los agravantes que suponen casos como el de Milly Dowler. Por si fuera poco, los excesos del dominical no quedan ahí: varios policías habrían recibido dinero a cambio de información.

Ante la indignación generalizada, el dueño de News of the World, el magnate australiano Rupert Murdoch, decidió cerrarlo. James Murdoch, hijo del multimillonario y presidente de la compañía News Corporation para Europa y Asia, anunció que el periódico, fundado en 1843, saldrá a la luz por última vez el domingo 10 de julio.

Murdoch, su hijo y sus subalternos, entre ellos Rebekah Brooks, ex editora del dominical y directora ejecutiva de la editorial News International, dicen deplorar las escuchas telefónicas y niegan haber tenido conocimiento de ellas. Sin embargo, las dudas sobre Murdoch Jr y Brooks no parecen disiparse.

El escándalo llevará a algunas personas a la cárcel, aquellos que hicieron el “trabajo sucio”. Como casi siempre, es probable que nada sucederá a quienes desde arriba le dieron luz verde.

——————————————————-

La cobertura del escándalo en el diario británico The Guardian.

  • Categorías

  • Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

  • El autor en Twitter

    • Parlamento británico vota a favor de que Theresa May solicite a la UE aplazar la fecha de salida del Reino Unido. #Brexit 5 days ago
    • Maduro’s muscle: Politically backed motorcycle gangs known as 'colectivos' are the enforcers for Venezuela’s author… twitter.com/i/web/status/1… 5 days ago
    • Parlamento británico rechaza propuesta para fijar el 30 de junio como la fecha para la salida del Reino Unido de la Unión Europea. #Brexit 5 days ago
    • Diputados británicos votan abrumadoramente en contra de un segundo referéndum sobre #Brexit. 5 days ago
    • British MPs vote against an amendment that calls for a second referendum on #Brexit. 5 days ago
  • Follow Cuba y otras obsesiones on WordPress.com